Social Impact Day 2018

Social Impact Day 2018

El 12 de diciembre en Future for Work Institute organizamos un encuentro en el que conectamos nueve iniciativas de impacto social relacionadas con el futuro del trabajo con las empresas de nuestra comunidad. Le dimos el nombre de ‘Social Impact Day’.

Los nueve proyectos protagonistas de esta jornada fueron AllWomen (campus formativo en Inteligencia Artificial y especialización tecnológica solo para mujeres), La Casa de Carlota (estudio de diseño en el que trabajan creativos con autismo y síndrome de Down), Factoría F5 (escuela digital enfocada en colectivos desfavorecidos), Fundación Ana Bella (enfocada en el empoderamiento de mujeres supervivientes a la violencia de género), Fundación Exit (inserción de jóvenes en riesgo de exclusión social a través de proyectos formativos innovadores), Homeless Entrepreneur (desarrollo del potencial personal y profesional de personas sin hogar), Specialisterne (servicios de consultoría aprovechando las capacidades especiales de las personas con autismo, síndrome de Asperger y diagnósticos similares), Sylvestris (repoblación forestal) y Teaming (un plataforma mediante la que los empleados de las empresas contribuyen a proyectos solidarios con micro donaciones).

El encuentro, que tuvo lugar en el espacio de Utopicus en Ronda de Sant Pere, constó de dos partes. En la primera, cada una de esas iniciativas dispuso de diez minutos para presentar su proyecto. En la segunda, los representantes de las empresas participantes en la jornada, en su mayoría miembros de los equipos de Recursos Humanos y Responsabilidad Social Corporativa de esas compañías, y los representantes de los nueve proyectos presentados tuvieron la oportunidad de establecer un dialogo abierto y explorar fórmulas de colaboración en un ambiente distendido.

La organización de esta jornada conecta con nuestro propósito de ayudar a construir un mejor futuro para el trabajo

La organización de esta jornada conecta con nuestro propósito de ayudar a construir un mejor futuro para el trabajo. Además, la idea surge en un contexto marcado por la cada vez mayor sensibilidad de la opinión pública respecto el impacto que las empresas tienen en su entorno social y por una mayor conciencia por parte de las propias compañías de los beneficios que pueden obtener si fomentan que sus empleados colaboren en proyectos de impacto social, entre otros un aumento de la conexión emocional de las personas con la organización.

Muy probablemente el año que viene repetiremos.

Un artículo de
FFWi