Automatización de cuello blanco

Blackrock, el mayor gestor de fondos de inversión del mundo, anunciaba a finales de Marzo la reducción de un parte significativa de su equipo de analistas de valores (los denominados stock pickers), al apostar por la gestión de las carteras a través de nuevas herramientas digitales basadas en el análisis automatizado de datos. Es especialmente relevante que el anuncio de la automatización de ese proceso viene acompañado de la voluntad de incorporar en los próximos meses un número similar de empleados que asumirán las nuevas capacidades de análisis masivos de datos, con lo que más que de una eliminación neta de puestos de trabajo, se tratará de una reconversión hacia empleos que requieren de las personas la capacidad de colaborar codo a codo con la tecnología emergente, en línea con lo que Erik Brynjolfsson, profesor del MIT, denomina la “carrera CON la máquina”, en contraposición a la más popular y catastrofista “carrera CONTRA la máquina”.

Precisamente esta también es una de las conclusiones a las que apunta un reciente informe de McKinsey en el cual la consultora argumenta que serán más los trabajos que cambiarán su naturaleza por el impacto de la tecnología que los que serán totalmente sustituidos por esta.

https://www.bloomberg.com/news/articles/2017-03-28/blackrock-said-to-cut-jobs-fees-in-revamp-of-active-equity-unit

http://www.mckinsey.com/global-themes/digital-disruption/harnessing-automation-for-a-future-that-works

Un artículo de
Jordi Serrano